Pravda.ru

Sociedade » Cultura

Quito: Lançamento de Nunca estuve Sola

02.10.2007
 
Pages: 12

Los que aun estamos vivos, recordamos este hecho histórico y las jornadas posteriores. El 1 de agosto, después de la misa por los 16 compañeros muertos y los 24 desaparecidos , como una medida de protesta y de presión para que se llevara ante la justicia a los responsables del hecho, todos los sectores populares representados en un comité coordinador, ocupamos por primera vez la catedral. Tuvimos que recurrir a esta medida porque nuestras voces desde el templo podrían ser escuchadas.

Eramos un grupo como de 60 personas entre sacerdotes, maestros, campesinos, estudiantes, obreros. A mi me toco formar parte del organismo de dirección interno. Algunos de estos compañeros también se integraron al FMLN.

En medio de esta jornada de lucha, conoci a Ruth. En aquel momento no eramos muy amigas. Era la etapa de la dispersión político-ideológica y organizativa.

Estabamos entrando en la etapa de constitución de las organizaciones revolucionarias de masas. Pasamos 5 años, de 1975 a 1980, luchando por la hegemonía, por ver quien s convertía en vanguardia.

Prácticamente ya estaban conformadas las cinco tendencias que, posteriormente, en el 80, formaría el FMLN. Ya se había dado la división entre el Ejercito revolucionario del Pueblo (ERP) y la Resistencia Nacional (RN).Esta última estaba adoptando su propia fisonomía. El Partido Revolucionario de los Trabajadores Centroamericanos se configuraba como organización, impulsado por uno de los núcleos que inicialmente constituyeron al ERP en 1970-1971.

A Ruth la volví a encontrar en 1984 en Chalatenango. Estabamos mucho más maduras. Estabamos en una situación cualitativamente superior a la de aquellos años. En 1985, la vi nuevamente; pasó 3 días en mi campamento. Ruth era miembro de la dirección central de las FPL. Habíamos tenido una serie de intercambios bilaterales que fortalecieron la unificación del pensamiento estratégico y la metodología a aplicar en las diversas escuelas político-militares.

Ruth era una mujer sencilla. La caída de su hermana Eugenia , lejos de desmoralizarla, la había comprometido mucho más. La admiraba como revolucionaria, como amiga y como mujer. Al igual que todos estaba separada de sus tres pequeños hijos y de su compañero a quienes tenía muchos meses de no ver. Pero a pesar de estas condiciones, su núcleo familiar se consolidaba. Era muy segura de si misma, con una alegría contagiosa y de gran facilidad de expresión. Recuerdo que después de regresar del diálogo de la Palma, fui a dar una charla a una escuela de formación político-ideológica y ella me dijo, muy quedito:

-te felicito por haber id al diálogo; has representado a las mujeres. Vos fuiste no solo en nombre de nuestra vanguardia; sino que evidenciaste el nivel de participación de todas nosotras, nos representaste. Gracias.

Y me dio un beso. Sus palabras me estremecieron. Una a veces no se da cuanta del significado de las cosas que hace.

Ella era 2 años menor que yo, de mi estatura, esbelta, blanca, ojos color almendra que combinaba con su tez y de mejillas sonrosadas. Era muy bonita.

Siempre lo pensé. Sus capacidades y cualidades la hacían más bella. Los días que pasamos en catedral fueron tensos y posibilitaron saltos de calidad en la lucha del pueblo. Afuera se mantenían miles y miles de personas concentradas. Siempre había compas informando., Desde adentro, denunciábamos la represión y anunciábamos los pasos que se iban dando.

El ejercito estaba alrededor, pero no se atrevía a reprimir, aunque amenazaba. Por primera vez la tradicional imagen del Divino Salvador del Mundo, que se conserva en al catedral, no salió en la procesión. Usaron otra imagen parecida. En la catedral no se tuvieron los actos de culto tradicionales. Eran días de fiestas patronales. Días de asueto y de fiestas, había juegos y desfiles de carrozas. Pero este año hubo duelo y lucha.

Miles de mujeres vestidas de negro se manifestaron por las calles de San Salvador, exigiendo la renuncia de los militares responsables. Arturo Armando Molina, por segunda vez, era repudiado por el pueblo.

Esta coyuntura hizo posible la coordinación de toda las organizaciones del movimiento popular en el Comité de Organizaciones Populares (COP) “30 de Julio” Recuerdo que una noche nos reunimos n el sótano de la catedral con la secretaria general de “ANDES 21 de Junio”, Melida Anaya Montes. Llegó a informarnos sobre el desarrollo de la situación,: Fue la segunda vez que la vi.; la primera vez fue en 1971 en la marcha magisterial. El lugar era muy estrecho y nos sentamos en el suelo, con una vela en el centro, pues no teníamos luz.

El 6 de agosto en la noche, después de llegar a un cuerdo con el regimen de Molina, gracias ala mediación de la iglesia, desocupamos la catedral. El arzobispo en ese momento era Monseñor Chávez y Gonzalez. El equipo de dirección interna, en otro local, junto con los representantes de todos los sectores populares, evalúo los hechos y las medidas a impulsar en las nuevas condiciones.

El “COP 30 de julio” fue muriendo poco a poco, pues la misma situación de dispersión y de lucha por la hegemonía de las organizaciones revolucionarias, lo fue minando. Pero aquel momento fue muy importante; habían meses de trabajo de cada sector nacional y de las diferentes fuerzas, cada una con su estrategia y su táctica.

En el marco de esta lucha fue donde surgió el Bloque Popular Revolucionario (BPR) y la división del Frente de Acción Popular Unificada (FAPU) se agudizó.

Pages: 12