Pravda.ru

Sociedade » Cultura

La española ocupante del sillón de Bolívar

14.06.2006
 
La española ocupante del sillón de Bolívar

Por: Raúl H. Riutor

Panamá (INPA) En junio de 2006, del 20 al 23, se cumplen 180 años del Primer Congreso Anfictiónico, tras una idea del Libertador Simón Bolívar, para formar aquí los Estados Unidos de Sudamérica y su histórico sillón, conservado en el Instituto Bolívar, encierra una curiosa anécdota revelada en el libro "A vuelo de cóndor".

Su autora española, María del Águila Boge Pineda, natural de Alcalá de Guadaira, Sevilla, que fuera Directora Cultural de la "Casa de España", en Los Ángeles, California, Estados Unidos, cuenta su osadía de la siguiente forma:

"La secretaria de la Sociedad Bolivariana tuvo la deferencia de abrir para mí la sala que en 1826 había acogido al Congreso Anfictiónico. En orden simétrico, en forma de herradura rectangular abierta en su base, se alineaban las sillas y mesas corridas ante ellas, en puro sobrio estilo español. Parecía una sala del Alto Tribunal de la Inquisición".

Luego, la escritora, poeta, ensayista y periodista hace el siguiente recordatorio:

"Algunas sillas no fueron ocupadas en la celebración de aquel Primer Congreso de la América Española Independiente convocado por Simón Bolívar. Las reservadas a los delegados de los Estados Unidos que nunca llegaron. Los acuerdos proponían mantenerse aislados de cualquier posible confederación, de conceder a un país ventajas económicas o comerciales distintas a otros, defender el principio Monroe de no colonización y la no intervención de los Estados Unidos en gobiernos en los que surgieran problemas internos".

Y ahora la autora del libro "Poemas a Iberoamérica", en el que se refiere con admiración a la figura de Bolívar, relata su atrevimiento:

"El sillón de Bolívar más alto que los demás, presidía el centro. La secretaria me pérmitió sentarme en él. No llevaba mi cámara y me citó para la mañana siguiente..."

Luego el desenlace, con el "cachetazo" del héroe sudamericano:

"Sorteando el tráfico de la hora de comienzo del trabajo, llegué a la Sociedad Bolivariana y pude sentarme al fin en el sillón del Libertador. Al entregar la cámara a la secretaria dándole una pequeña explicación de su manejo, la dejé caer estrellándola contra el suelo. Sentí que Simón Bolívar me había dado un manotazo por mi osadía, privándome de la foto más preciada de mi periplo americano".

Antes del Congreso y de muchas independencias en el continente, en una misiva fechada en Kingston, el 6 de septiembre de 1815, conocida históricamente como "La Carta de Jamaica", el gran venezolano había escrito:

"¡Qué bello sería que el Istmo de Panamá fuese para nosotros lo que el Corinto para los griegos! Ojalá que algún día tengamos la fortuna de instalar allí un augusto congreso de los representantes de las repúblicas, reinos e imperios para tratar de discutir sobre los altos intereses de la paz y de la guerra, con las naciones de las otras partes del mundo".

María del Águila Boge Pineda publicó, además, entre otros, los libros "Dualidad del mar y él" y "Porque he sobrevivido" y creó el poema bilingue central, "Céfiro-Zephyr", que puede verse en el sitio www.cefiro.com.ar , que aloja a Céfiro, el Primer Museo del Viento para el Tercer Milenio.

INPA


Loading. Please wait...

Fotos popular