Pravda.ru

Mundo

Tortura à Israelita: Electricidade, cachorros, estupro, excremento e urina

28.10.2008
 
Pages: 1234
Tortura à Israelita: Electricidade, cachorros, estupro, excremento e urina

La Plantilla Israelita de la Tortura
Electricidad, perros, violaciones y sacos con excrementos y orina

WAYNE MADSEN
Con acumular evidencia que un siniestro grupo de ex integrantes de las Fuerzas de la Defensa israelita y del Servicio de Seguridad General (Shin Bet) interrogadores que hablan árabe fueron contratados por el Pentágono bajo un secretamente "sub-dividido" sub-contrato para interrogar brutalmente a los prisioneros Iraquíes en la prisión Abu Ghraib de Bagdad, uno sólo necesitaría examinar los registros de abusos de prisioneros Palestinos y Libaneses en Israel para entender lo que el ministro de defensa, Donald Rumsfeld quiso decir, cuando se refirió a las nuevas fotos y videos aún no entregadas a la luz pública. El dijo, "si estas imágenes se dan a conocer, obviamente harán las cosas mucho peor."

Esta técnica de terror también fue aplicada en Chile.
Según un político designado dentro de la administración de Bush y a fuentes de inteligencias de EE.UU., los interrogadores en Abu Ghraib incluían a varios israelitas que hablaban árabe y que ayudaron a los interrogadores norteamericanos a desarrollar las técnicas "R2I" (Resistence to Interrogation). Muchos de los métodos de tortura fueron desarrollados por los israelitas durante muchos años de interrogar a los prisioneros árabes en la ocupada Franja Oriental y en el propio Israel.


Información sobre las peores fotografías y videos de abusos se pueden encontrar en los archivos israelitas sobre el abuso similar de prisioneros árabes, Palestinos y otros. En marzo del 2000, el abogado de un prisionero Libanés secuestrado en 1994 por los israelitas en Líbano afirmaba que su cliente había sido sujeto a torturas, incluyendo la violación. El tipo de compensación ofrecido por Rumsfeld en su testimonio, tiene sus raíces en los casos de tortura de árabes en manos de los israelitas. En el caso del prisionero Libanés, quien dijo haber sido violado por sus aprehensores israelitas, su abogado exigió una compensación de $1.47 millones.

El Comité Público Contra la Tortura en Israel documentó los tipos de tortura llevados a cabo en los prisioneros árabes. Muchas de las tácticas coinciden con aquellas contenidas en el informe Taguba: palizas y prolongados períodos esposados a mobiliario. En un artículo en diciembre de1998 emitido por el progresista Rabino, Lynn Gottlieb, informó del trato dado a un joven palestino de 23 años sujeto a detención administrativa. El prisionero fue esposado detrás de una silla por 17 horas durante 120 días. . . [él] tenía su cabeza cubierta con un saco que se sumergía a menudo en orinas o excrementos. Guardias hacían sonar una fuerte música al lado de sus oídos y frecuentemente se mofaban de él, con amenazas de violencia física y sexual. Si fotografías y videos adicionales documentan tales practicas, la administración de Bush y el pueblo norteamericano, de hecho, todavía no han visto nada."

Aunque todavía está indocumentado en su mayor parte si alguno de los contratistas nombrados en el informe del General Antonio Taguba estaba asociado con el ejército o los servicios de inteligencias israelitas, es notable que uno de ellos, John Israel, quien fue identificado en el informe como ser empleado por ambos, CACI International de Arlington, Virginia, y Titán Inc, de San Diego, ni siquiera puede haber sido ciudadano norteamericano. El Informe Taguba establece que John Israel no tenía licencia para trabajar en seguridad, un requisito para el empleo como interrogador en CACI. Según el sitio web de CACI, "una licencia Top Secret (TS) actualizada y ciudadanía norteamericana" se requiere para los interrogadores de CACI que trabajan en Irak. Además, CACI requiere que sus interrogadores "tengan al menos dos años de experiencia como policía militar o de tipo similar a las agencia policía / inteligencia en que el individuo utilizó técnicas de interrogatorio."

Este escorpión negro (*ver notas abajo) se ufana de su trabajo en Irak para el gran Israel


La especulación que "John Israel" puede ser el nombre encubierto de una agencia de inteligencia, ha alimentado la especulación si este individuo pudiera ser uno de varios interrogadores israelitas contratados bajo un contrato secreto. Ya que la ciudadanía norteamericana y documentación de la misma son requisitos para la entrega de una licencia de seguridad norteamericana, no se permitiría a los ciudadanos israelitas tener una licencia Top Secret. Sin embargo, la ciudadanía dual EE.UU/israel, podrían satisfacer los requisitos del Pentágono que los interrogadores tengan ciudadanía norteamericana y una licencia Top Secret. Aunque el informe Taguba se refiere dos veces a John Israel como empleado de Titán, la compañía afirma que él es uno de sus sub-contratistas. CACI declaró que uno de los hombres listados en el informe “no es y nunca ha sido un empleado de CACI" sin proporcionar más detalles. Una fuente de inteligencia norteamericana reveló que en el mundo de la inteligencia, los contratos "sub-divididos" es solo para confusión, es a menudo el caso de "creíble negación" que es una preocupación de primer orden.

De hecho, el informe Taguba hace referencia a la presencia de interrogadores

Pages: 1234

Loading. Please wait...

Fotos popular